Algunas pistas para rookies

Cuando he hablado de nuevos managers, siempre he puesto énfasis en que el responsable de la integración de éste debe ser el manager que lo nomina. Y hablo siempre desde mi experiencia, ya que he visto a muchos neófitos demasiado solos.

Entiendo como rookie un manager en una nueva posición, ya sea nuevo en el management, nuevo en la posición o nuevo en ambos. Las pistas que sugiero se aplicarán a todas las circunstancias, aunque el nivel de dificultad para el neófito vaya aumentando en función de las novedades para él.

La prioridad del nuevo manager debe ser ganarse la confianza de su equipo y de su jefe, por consiguiente tiene que establecer y llevar a cabo un plan de acción especifico para luego ser consistente con ese plan. De este modo, a falta de resultados, esa coherencia será una buena plataforma para empezar a ganarse la confianza.

El rookie debe establecer un contrato con su jefe que defina:

– Las expectativas sobre él.

– La estrategia de la compañía o la unidad, ya que es el marco de su futura actuación.

– Su compromiso con la compañía.

– Su compromiso para conseguir los resultados.

– La forma de interactuar.

– El governance.

Además, debe establecer una dinámica de funcionamiento con su equipo que incluya:

– Lo que espera de ellos, por ejemplo contribución individual.

– Las prioridades del equipo en función de la estrategia y objetivos que él ha recibido.

– Contar con todos los miembros del equipo, ya que aunque él venga de fuera no recomiendo desembarcar con su propio equipo. Sin embargo, debe prescindir tanto de la gente que no funcione y no tenga visos de funcionar, como de la gente que no acepte su dirección. No hay que ser voluntarista con los casos claros.

– La forma de interactuar, por ejemplo su completa disponibilidad hacia ellos.

– El governance.

Si este nuevo manager no ha tenido la suerte de recibir de su jefe un welcome pack, que planifique todas las reuniones que el nuevo manager debe hacer, él debe identificar a los interlocutores claves en su red y reunirse con ellos. Esto se debe hacer cuanto antes y no esperar a sentirse más cómodo por tener más claras las idea sobre lo que quiere hacer.

Desde el primer momento debe asumir todas las responsabilidades de su nueva función, aunque no sea capaz de discutir sobre temas que le son desconocidos. De esta forma, debe buscar apoyo en quien sepa y no debe sentirse inseguro por no saber cosas que debería saber. Su excusa es el tiempo, pero desde el primer momento puede mostrar un interés sincero por colaborar.

Si se incorpora a un comité ejecutivo debe demostrar su visión de helicóptero y ponerla a disposición de quien dirija el comité.

Tiene que preparar un plan, por ejemplo a 3 años, que será su proyecto, y para ello debe:

– Analizar la situación de su unidad y de su equipo para definir su proyecto, y de este modo entregar un equipo mejor que el que ha recibido. Esa será su herencia.

– Entender la estrategia y el plan de negocio en los que debe trabajar, de forma que en función de su experiencia pasada, debe identificar cuál será su contribución personal a ese plan para mejorar y/o consolidar la situación de su unidad.

 – Establecer un plan de evolución de su organización para llenar el gap entre el equipo que se encuentra y el mejor equipo posible.

– Con todo esto, y hasta que el tiempo permita comprobar los resultados conseguidos con su gestión, debe dar visibilidad a su trabajo y debe ganar continuamente la confianza en base a mostrar consistencia con el contrato que ha establecido con su jefe y con la dinámica de equipo que ha marcado.

– Identificar un hito de planificación importante en el que presentar al resto de la compañía su estrategia, el plan de evolución de su organización, y su plan de negocio, ventas, acción, etc.

Resumiendo, el nuevo manager debe ganarse la confianza demostrando consistencia con los planes y comportamientos que ha definido, al igual visibilidad de lo que está haciendo. Debe ser “manager on duty from the very beginning” y pedir toda la ayuda que necesite. Si se siente abandonado por su jefe, debe reclamar su atención cuanto antes porque si las cosas saliesen mal nadie se acordaría de ese detalle y sin embargo quedaría la mácula en su hoja de servicio para siempre.

Mas contenidos de / Antonio Alemán

Las decisiones

Antonio Alemán Archivo: Dirección de Ventas
La vida del manager está íntimamente relacionada con las decisiones, y la toma de decisiones se podría definir como una técnica o habilidad, a lo que yo añadiría los calificativos de horizontal y básica. Horizontal, porque se

La ineficiencia de las grandes compañías

Antonio Alemán Archivo: Dirección de Ventas
Parece que las compañías grandes no tienen más remedio que ser ineficientes porque su tamaño y su inercia hacen inviables planteamientos de mejora y estilos de dirección que en compañías más pequeñas se pueden manejar y llegan

Tambien te puede interesar

Share This